Racista

El racismo es estúpido y lo confirma con increíbles evidencias. Ayer, un neonazi atacó verbalmente en la calle a un dominicano en la parte este de Berlín, en una zona llamada Altglienicke.

Eran las nueve y 20, la oscuridad y probablemente la cobardía común de la gente en la calle envalentonó al agresor. No bastando las palabras discriminativas intentó golpear al caribeño con una cadena de metal para bicicletas.

El dominicanó corrió y pudo resguardarse en su casa, el neo lo persiguió y desde la calle continuó insultándolo. Nadie llamó a la policía. Desde el balcón de su casa, el dominicano observó al tipo que finalmente se declaró en estado supremo de imbecibilidad. Hizo el saludo de Hitler.

No faltaba más, la paz tuvo su límite para el dominicano. Tomó un desarmador, bajó a la calle y amenazó al nazi, pero no pasó mucho tiempo afuera, regresó a su apartamento y trató de olvidar el incidente, pero no pudo. Los hombres de verde tocaron el timbre de su casa.

El nazi había llamado a la policía. El negro, lo había amenazado con el desarmador.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s